BOSTON – Como resultado de una litigación por desacato civil prolongada por parte del Departamento de Trabajo de EE. UU. contra dos empresas de construcción de Massachusetts, el Tribunal Distrital de EE. UU. por el distrito de Massachusetts aprobó la distribución de $1.8 millones provenientes de las ventas de inmuebles ordenadas por el tribunal y fondos adicionales a 478 trabajadores empleados por Force Corp., AB Construction Group Inc., Juliano Fernandes y Anderson dos Santos.

Tras una investigación de la División de Horas y Salarios del departamento descubrió que las empresas, Fernandes y dos Santos clasificaban erróneamente a los empleados afectados como contratistas independientes, el departamento obtuvo una sentencia acordada de 2016 y una orden, que prohibían a los acusados retener $1.179.842,55 en salarios atrasados y les ordenaban pagar una suma igual en concepto de daños y perjuicios, con intereses.

Dado que los acusados no cumplieron ciertos términos de la sentencia acordada y la orden, el departamento obtuvo una orden de desacato en 2020 que asignaba un experto especial para examinar las finanzas de los cuatro acusados, la esposa de Fernandes y cinco entidades relacionadas no acusadas, incluido Turn Key Lumber, Inc. Posteriormente, el tribunal asignó a un experto especial como receptor para tomar posesión y vender tres bienes inmobiliarios de propiedad, control y uso de Fernandes, su esposa o Turn Key. Tras las ventas, el experto especial/receptor tenía más de $1.7 millones en ganancias inmobiliarias disponibles para distribuir.

Western Surety Co., una empresa de bonos con derechos de retención sobre las propiedades, afirmó que tenía prioridad sobre las ganancias de la venta inmobiliaria, así como sobre los fondos adicionales de Fernandes. Tras extensas negociaciones, las partes accedieron a distribuir un total de $1.8 millones provenientes de las ganancias de la venta y los fondos adicionales al departamento para los trabajadores afectados. Previamente, los acusados habían remitido $547,900 al departamento para los trabajadores.    

“La clasificación errónea de empleados como contratistas independientes puede robarles a los trabajadores sus salarios completos y los beneficios fundamentales, y generar violaciones de la Ley de Normas Justas de Trabajo”, dijo Jessica Looman, Administradora Adjunta Principal de la División de Horas y Salarios. “Combatir la clasificación errónea de los empleados es una prioridad para la División de Horas y Salarios, y responsabilizaremos a cualquier empleador que intente ahorrar en costos de mano de obra, transfiera cargas tributarias o venda más barato que la competencia clasificando erróneamente a los trabajadores y negándoles los salarios y protecciones que se les debe”.

“El resultado de esta litigación muestra que el Departamento de Trabajo de EE. UU. buscará con firmeza los salarios y daños y perjuicios que a menudo se les deben a los trabajadores con salarios bajos, incluso por medio de medidas de aplicación de sentencias como el proceso judicial por desacato en este caso”, dijo la abogada de trabajo, Seema Nanda. “La comunidad de empleadores debería saber que no solo buscaremos activamente las sentencias contra quienes violen las leyes de horas y salarios, sino que también utilizaremos las herramientas legales que tenemos a disposición para cobrar las sentencias”.

“En los años desde que comenzó este caso, algunos trabajadores se han mudado, no saben sobre sus salarios atrasados, o no están seguros sobre el reclamo del dinero que se les debe. En asociación con la División de Horas y Salarios, la comunidad de la zona de Boston y los grupos de defensoría de trabajadores (incluidos Brazilian Women’s Group, Brazilian Worker Center, Brockton Workers Alliance, Centro Comunitario de los Trabajadores, La Colaborativa (conocida antes como Chelsea Collaborative), Fuerza Laboral, Metrowest Worker Center-Casa y Massachusetts Coalition for Occupational Safety and Health) han sido fundamentales para conectar a los trabajadores sin localizar con la División de Horas y Salarios”, dijo el Director Distrital de la División de Horas y Salarios, Carlos Matos, en Boston.

Las organizaciones y sus números de contacto son:

Brazilian Women’s Group/Grupo Mulher Brasileira (Allston): 617-202-5775
Brazilian Worker Center/ Centro Do Trabalhador Brasileiro (Allston) 617- 783-8001
Brockton Workers Alliance (Brockton) 508-484 – 8358
Centro Comunitario de los Trabajadores (New Bedford)  774-961-8283
La Colaborativa (Chelsea) 617-889-6080
Fuerza Laboral (Central Falls, RI) 401-725-2700
Metrowest Worker Center-Casa / Casa Do Trabalhador MWC (Framingham) 508-532-0575
Massachusetts Coalition for Occupational Safety and Health /MassCOSH – (East Boston)  617-505-8939

Para obtener más información sobre las leyes aplicadas por la División de Horas y Salarios, contáctese con la Oficina del Distrito de Boston al 617-624-6700 o con el con la línea de ayuda gratuita al 866-4US-WAGE (487-9243). Las llamadas pueden ser atendidas de forma confidencial en más de 200 idiomas, sin importar su condición inmigratoria. O visite el sitio web de la división para obtener más información, incluida una herramienta de búsqueda que puede utilizar si cree que la división puede deberle salarios atrasados, y para obtener asistencia sobre la diferencia entre un empleado y un contratista independiente. Ayude a asegurar que las horas trabajadas y el pago sean precisos descargando la aplicación gratuita Timesheet para Android del departamento.

Conozca cómo desmentir algunos de los mitos arraigados sobre la clasificación errónea.

Read the release in English.

Leave a Reply

Your email address will not be published.